Válvulas para equipos criogénicos: Funciones, tipos y selección

Los equipos criogénicos, utilizados en aplicaciones que requieren temperaturas extremadamente bajas, dependen crucialmente de válvulas diseñadas para manejar condiciones operativas extremas. 

Estas válvulas no solo deben resistir las bajas temperaturas, sino también asegurar un control preciso del flujo de fluidos criogénicos. Exploramos sus funciones, tipos y consideraciones clave para su selección y así entender su importancia y características.

🔰¿Qué son las válvulas para equipos criogénicos?

Las válvulas para equipos criogénicos son dispositivos especialmente diseñados para controlar el flujo de gases y líquidos en aplicaciones que requieren temperaturas extremadamente bajas, típicamente por debajo de -150°C. 

Cumplen un papel protagónico en una amplia gama de industrias, incluyendo la producción de gases industriales, la medicina, la investigación científica y la aeroespacial. Su diseño debe cumplir con requisitos estrictos para asegurar un rendimiento fiable y seguro en condiciones extremas. 

Los materiales utilizados en su fabricación, como aceros inoxidables de alta calidad y aleaciones específicas, son seleccionados por su capacidad para mantener la integridad estructural y funcionalidad a temperaturas criogénicas. 

También cuentan con sellos especiales que evitan fugas y brindan un cierre hermético, lo cual es vital para prevenir accidentes y pérdidas de producto. 

🔰Funciones principales

funciones valvulas criogenicas - Energuias

Las válvulas para equipos criogénicos desempeñan varias funciones esenciales  para diferentes industrias. Veamos en detalle cuál es su propósito:

💨Control de flujo

El control de flujo es esencial para asegurar que los procesos industriales se desarrollen de manera eficiente y segura por medio de la regulación de la cantidad de fluido que pasa a través del sistema, permitiendo ajustes precisos en la velocidad y volumen según las necesidades específicas de la aplicación. 

Por ejemplo, en la industria de gases industriales, se debe mantener un flujo constante y controlado para la producción y almacenamiento de oxígeno, nitrógeno y argón. 

En este sentido, las válvulas criogénicas están diseñadas para minimizar la pérdida de calor y prevenir la formación de hielo en los componentes internos, lo que podría obstruir el flujo y causar fallos en el sistema. 

Son componentes que deben soportar cambios rápidos en la presión y temperatura sin comprometer su integridad, por lo que la capacidad de controlar el flujo de manera precisa es vital para evitar sobrepresiones y garantizar la seguridad operativa.

💨Aislamiento

El aislamiento implica la capacidad para cerrar herméticamente y prevenir cualquier fuga de fluidos criogénicos, que, como ya mencionamos, pueden ser gases o líquidos a temperaturas extremadamente bajas. 

Esta capacidad es vital en diversas aplicaciones industriales. Por ejemplo, en plantas de producción de gases industriales, la pérdida de estos fluidos debido a fugas puede resultar en riesgos significativos de seguridad y en pérdidas económicas. 

Las válvulas criogénicas están diseñadas con materiales y sellos especiales que permanecen funcionales a temperaturas muy bajas, asegurando un cierre hermético y eficaz. 

El aislamiento también es fundamental para prevenir la contaminación del ambiente externo y para mantener la pureza de los fluidos dentro del sistema, facilitando también el mantenimiento y las reparaciones, permitiendo que las secciones del sistema sean aisladas sin necesidad de detener todo el proceso.

💨Seguridad

La seguridad es una función principal, ya que estos sistemas manejan fluidos criogénicos que, de no controlarse adecuadamente, pueden representar riesgos significativos. 

Muchas de estas válvulas están equipadas con mecanismos de alivio de presión para prevenir sobrepresiones que podrían dañar el sistema o provocar explosiones. 

La capacidad para operar de manera fiable y efectiva en situaciones de emergencia es crucial en instalaciones de almacenamiento de gases licuados como el nitrógeno o el oxígeno ya que se encargan de liberar el exceso de presión de forma controlada, evitando así la ruptura de los tanques y la liberación incontrolada de gases.

💨Compatibilidad

La compatibilidad hace que los materiales y el diseño de las válvulas sean adecuados para operar con fluidos a temperaturas extremadamente bajas, e implica la resistencia a la fragilización, que es el debilitamiento y fractura de materiales expuestos a temperaturas criogénicas. 

Las juntas y sellos de las válvulas deben ser de materiales como PTFE o elastómeros especiales, que no se vuelvan rígidos ni quebradizos a bajas temperaturas. 

Pero la compatibilidad también se refiere a la resistencia a la corrosión y reactividad química, asegurando que las válvulas no reaccionen adversamente con los fluidos criogénicos, como el oxígeno líquido, que es altamente reactivo. 

Por ejemplo, en aplicaciones médicas y de investigación, donde se utilizan fluidos criogénicos para preservar muestras biológicas o realizar experimentos, la compatibilidad del material es clave para mantener la pureza del fluido y evitar contaminaciones.

🔰Tipos de válvulas criogénicas

Difusor criogenico PN50 1 - Energuias

La selección adecuada de estos dispositivos depende de conocer bien sus características y así mejorar la eficiencia operativa y asegurar la integridad del sistema y la seguridad del entorno de trabajo.

💨Válvulas de compuerta

Funcionan mediante una compuerta que se mueve perpendicularmente al flujo del fluido, proporcionando un cierre completo cuando está bajada y permitiendo un paso total cuando está levantada. 

Este diseño hace que las válvulas de compuerta sean ideales para aplicaciones criogénicas, donde es esencial minimizar la caída de presión y asegurar un aislamiento efectivo. 

En sistemas criogénicos, las válvulas de compuerta suelen estar hechas de materiales como acero inoxidable o aleaciones de níquel, que pueden soportar las temperaturas extremadamente bajas sin perder su integridad estructural. 

Los sellos y empaques están fabricados de materiales que mantienen su flexibilidad y resistencia en condiciones criogénicas, evitando fugas y garantizando un cierre seguro. 

Se utilizan comúnmente en plantas de producción de gases industriales, sistemas de almacenamiento de gases licuados, y en aplicaciones de investigación científica.

💨Válvulas de globo

Las válvulas de globo se caracterizan por su estructura interna que incluye un disco móvil y un asiento fijo, los cuales se encuentran en el interior de un cuerpo esférico o globular. 

En entornos criogénicos, son comúnmente utilizadas en la industria de gases industriales, laboratorios de investigación y en aplicaciones médicas, donde el control preciso del flujo de gases licuados como el oxígeno y el nitrógeno es crucial. 

Las válvulas de globo son esenciales para asegurar el control eficiente y seguro del flujo en sistemas criogénicos, ofreciendo una combinación de precisión, fiabilidad y durabilidad en condiciones extremas.

💨Válvulas de retención

Las válvulas de retención funcionan automáticamente, abriéndose cuando la presión del fluido empuja en la dirección deseada y cerrándose si el flujo intenta revertirse, evitando así posibles daños y asegurando la eficiencia del sistema. 

En aplicaciones criogénicas, mantienen el flujo en una sola dirección para evitar contaminaciones, sobrepresiones y fallos en el sistema. 

Los componentes internos, incluyendo el disco y el asiento, están diseñados para garantizar un sellado hermético y minimizar la pérdida de presión. 

Se utilizan comúnmente en plantas de separación de aire, sistemas de almacenamiento de gases licuados y en la industria aeroespacial, donde la prevención del flujo inverso es crucial para la seguridad y el rendimiento.

💨Válvulas de bola

Emplean una bola con un orificio perforado que, al girar 90 grados, permite o bloquea el paso del fluido. Es un diseño sencillo y eficaz pero asegura un sellado hermético y minimiza la caída de presión. 

Las válvulas de bola criogénicas ofrecen una combinación de durabilidad, fiabilidad y eficiencia en el manejo de fluidos bajo condiciones extremas, asegurando un funcionamiento seguro y efectivo.

💨Válvulas de mariposa

Las válvulas de mariposa están diseñadas con un disco rotativo que gira sobre un eje central para un control rápido y eficiente del flujo, con la capacidad de abrir y cerrar con un giro de 90 grados. 

Son especialmente valoradas por su construcción compacta y ligera, que facilita su instalación en sistemas criogénicos donde el espacio y el peso son consideraciones críticas. 

En aplicaciones criogénicas, se utilizan en sistemas de transporte y almacenamiento de gases licuados, y en aplicaciones de investigación científica.

Otros temas que pueden interesarte:

Reguladores residenciales para gases combustibles

Válvula para gas industrial y residencial

Guía definitiva sobre tapas subterráneas

Explorando las válvulas de flujo para optimizar tus procesos

Energuias Perú

🔰Consideraciones para la selección

valvulas criogenicas

Al elegir válvulas para equipos criogénicos, es crucial considerar algunos factores clave:

💨Material y compatibilidad

Deben estar fabricadas con materiales que mantengan su resistencia y durabilidad a temperaturas muy bajas, y ser compatibles químicamente con los fluidos criogénicos para prevenir la corrosión y la contaminación del sistema. 

Los sellos y empaques utilizados deben ser capaces de mantener su flexibilidad y eficacia a bajas temperaturas, asegurando un cierre hermético y minimizando las pérdidas de fluido. 

Es importante considerar las normativas y estándares aplicables, así como las recomendaciones del fabricante para asegurar que las válvulas seleccionadas cumplan con los requisitos específicos de la aplicación criogénica en términos de rendimiento y seguridad.

💨Capacidad de flujo

La capacidad de flujo se determina por factores como el diámetro del cuerpo de la válvula y el diseño del disco, que influyen en la resistencia al flujo y la caída de presión a través del sistema. 

Es importante seleccionar componentes que puedan manejar el volumen y la velocidad del flujo requeridos sin generar turbulencias ni pérdidas significativas de presión, lo que podría afectar la eficiencia operativa y el rendimiento del sistema criogénico. 

También se recomienda considerar la capacidad de las válvulas para operar en diferentes condiciones de presión y temperatura, asegurando que puedan mantener un control estable y confiable del flujo incluso en entornos extremos.

💨Seguridad y fiabilidad

Las válvulas deben ser sometidas a pruebas rigurosas para asegurar su funcionamiento confiable a largo plazo y su capacidad para responder adecuadamente en situaciones de emergencia, como la liberación controlada de presión. 

Esto es así porque estos elementos deben enfocarse en garantizar tanto la seguridad del sistema como la fiabilidad operativa en condiciones criogénicas extremas, proporcionando tranquilidad y eficiencia en la gestión de fluidos críticos.

💨Mantenimiento

El mantenimiento de estas válvulas incluye inspecciones regulares para verificar el desgaste de los sellos y empaques, que deben mantener su flexibilidad y capacidad de sellado incluso a temperaturas extremadamente bajas. 

Es importante programar lubricaciones periódicas y ajustes de los componentes mecánicos para asegurar que operen suavemente y sin obstrucciones. 

El mantenimiento adecuado es una consideración que no se puede pasar por alto para tener un rendimiento óptimo y confiable en entornos criogénicos exigentes.

Encuentra en Energuias herramientas de seguridad para el manejo, monitoreo y regulación de diferentes fluidos, incluyendo equipos criogénicos:

Explora con diferentes soluciones para el manejo, gestión y protección de operaciones que involucran el contacto con diversos tipos de fluidos. Consulta con profesionales.

Preguntas frecuentes sobre válvulas para equipos criogénicos

¿Cuáles son los principales desafíos en el diseño de válvulas para temperaturas criogénicas?

Los principales desafíos en el diseño de válvulas para temperaturas criogénicas incluyen la selección adecuada de materiales que mantengan su resistencia y flexibilidad a bajas temperaturas sin sufrir fragilización, asegurar un sellado hermético para prevenir fugas en condiciones extremas, y diseñar sistemas de operación que minimicen la pérdida de presión y el riesgo de congelación de componentes internos. Además, es crucial considerar la capacidad de las válvulas para manejar cambios rápidos de temperatura y presión sin comprometer su funcionamiento, garantizando así la seguridad y eficiencia en entornos criogénicos exigentes.

¿Qué precauciones de mantenimiento se deben tomar con las válvulas criogénicas?

Las precauciones de mantenimiento para válvulas criogénicas incluyen inspecciones regulares para verificar la integridad de los sellos y empaques, lubricación adecuada de componentes móviles para asegurar un funcionamiento suave, y pruebas periódicas de funcionamiento y sellado. Es crucial evitar la acumulación de hielo y condensación que podrían afectar el rendimiento de las válvulas.

¿Cómo afectan las temperaturas criogénicas al rendimiento de las válvulas?

Las temperaturas criogénicas afectan el rendimiento de las válvulas principalmente al aumentar la fragilidad de los materiales, lo que puede comprometer la integridad estructural y el sellado de las válvulas. Esto puede conducir a fugas debido a la contracción de materiales y sellos, así como a la posible formación de hielo que obstaculiza los movimientos internos. Además, las bajas temperaturas pueden alterar las propiedades de lubricación y aumentar la viscosidad de los fluidos, lo que dificulta el funcionamiento suave de las válvulas. Por lo tanto, es crucial seleccionar materiales adecuados y diseñar válvulas con sistemas de sellado robustos para mantener la eficiencia y seguridad en aplicaciones criogénicas.

Compartir